Últimas noticias

Salen a la luz informes que probarían financiamiento de grupos criminales a elecciones presidenciales en América


La noticia ya recorre el mundo entero, pudiendo ser uno de los mayores casos de corrupción y de elecciones fraudulentas de los últimos años.
Comisión Interamericana de los Derechos Humanos
La mañana del viernes 12 de julio no se presentó como cualquier otra. Se sabía la Comisión Interamericana de Derechos Humanos de la OEA estaba trabajando hace mucho tiempo en la investigación y búsqueda de información sobre posibles casos de corrupción concretos, pero se desconocía el alcance y la magnitud del asunto que se prestaban a descubrir. Y fue precisamente el pasado viernes cuando salen a la luz los informes que hoy, desde EXXTRAOFICIAL, les acercamos.

La Comisión, dependiente de la OEA, hizo públicos una serie de informes que vinculan directamente a procesos electorales en distintos países del continente americano con un grupo criminal dedicado al tráfico ilícito de drogas y a la trata de personas. Esta conexión se habría dado a través del financiamiento de las campañas presidenciales por parte de la organización criminal, a cambio del otorgamiento de “ciertas libertades” de acción: zonas liberadas de tráfico, disminución de pesquisas policiales, cierre de expedientes y causas abiertas de los principales lideres de la red, entre muchos otros arreglos que los informes detallan muy rigurosamente.
Mas allá del impacto que esta noticia nos genera en lo inmediato, hay otra arista del problema que no debemos olvidar. Y es que son numerosos los países que se ven envueltos en esta polémica. Podemos nombrar por el momento a cuatro Estados americanos que se ven envueltos directamente. Durante 2018, se ven involucradas las elecciones de Andrés Manuel Lopez Obrador, en Mexico, y las de Iván Duque Marquez, actual presidente de Colombia. Además, del corriente año 2019, se encuentran las de Nayib Bukele, jefe de estado de El Salvador, y de Laurentino Cortizo, máximo mandatario de Panamá.
Bukele y Lopez Obrador en México
La situación es crítica. Las conexiones que detallan los informes son múltiples y de muy diversa índole, incluso fuera de los países nombrados. La organización criminal detrás de todo esto tiene larga data de acción dentro del continente americano, pero nunca se especuló con que pudiera abarcar tal extensión. Los informes refieren a posibles células de funcionamiento en distintas provincias de Brasil, Chile y Argentina, formando así una red de tráfico de personas y de sustancias ilícitas que opera a lo largo y ancho de América y que tiene el apoyo directo de funcionarios corruptos en los distintos Estados.
Imagen de spot de campaña de Duque durante elecciones
Las últimas medidas tomadas por estos mandatarios despiertan sospechas sobre esta cuestión, incluso dando sentido las mismas en el marco de su relación con el grupo criminal. A mediados del mes de Junio, Lopez Obrador (presidente de Mexico) concreta un giro de 180° grados en su política externa: le da la espalda (por un momento) a Estados Unidos y comienza un plan de afianzamiento de relaciones con Centroamérica. Y con quién mejor comenzar esta línea de acuerdos sino con Nayid Bukele, presidente electo de El Salvador. Ambos presidentes se mostraron juntos en la firma de un acuerdo que no hace sino reforzar la idea de una colaboración que tiene como base su relación con el crimen organizado. En este sentido, resulta impactante escuchar a Lopez Obrador declarar, en una reciente conferencia de prensa, que “ya no hay guerra contra el narco”. Actitudes similares notamos desde el gobierno de Colombia. La campaña del actual presidente Duque se baso en la constante muestra de la lucha llevada a cabo contra los carteles de droga en el país, que terminaron por erradicarlos según datos oficiales. Lo que no se dice es que el mecanismo de acción de dichos carteles a cambiado: los llamados “Invisibles” ya no operan a través de la violencia, sino a través de manejos con dinero, lo que les permite pasar desapercibidos en su accionar.
La gravedad de este asunto llega incluso hasta los medios de comunicación. La propaganda política de algunos diarios y medios televisivos despiertan sospechas por su defensa constante a dichos gobiernos oficialistas. Se cree que incluso podrían estar relacionados con una productora de medios audiovisuales transnacional que tiene base tanto en los países mencionados como en muchos otros del continente. Las dudas que se presentan son grandes.
Pero mas grande aquí es el problema de la legitimidad de los gobiernos. Mandatarios relacionados con grupos criminales. Coimas, sobornos, arreglos. Elecciones fraudulentas. La pregunta que nos hacemos desde EXXTRAOFICIAL es si realmente estos nuevos gobiernos son verdaderamente legítimos. ¿Representa una prueba concreta la relación de unos pocos funcionarios para que la elección pueda considerarse no válida? La noticia ha calado hondo en los ciudadanos americanos, quienes se preguntan si realmente están gobernados por criminales o por gente de bien. Desde aquí, esperamos que la verdad sea descubierta y que se puedan apresar a los culpables y desbaratar a dicha banda, peligro que fomenta las peores prácticas dentro del continente.